Tips para hacerle el quite a la inflación

 

Que subió la papa y el huevo, que la ropa también subió. 

Que subió el sueldo pero que eso ya no importa porque la plata ya no alcanza para lo mismo que antes. 

Todos estamos bombardeados con noticias sobre inflación. Pero lo que no siempre sabemos es que, aunque a veces nos ponga en aprietos, hay formas de enfrentarla ¿Cómo hacemos para que la inflación no nos pegue tanto en el bolsillo? Aquí tenemos unos tips.

Lo primero es entender la inflación. En las palabras más tranquis, inflación es cuando la plata no te alcanza para lo mismo que te alcanzaba antes. 

Si antes comprabas 5 panes con $2.000 pero ahora solo te alcanza para 3, es por culpa de la inflación.

Hoy, más que hablar sobre las causas, que son un montón, te queremos contar algunos tips para combatirla: aquí van.

 

1. La inflación no es la misma para todos: combate la tuya

Aunque medimos la inflación por un porcentaje (por ejemplo, en junio de 2022, Colombia tuvo un 9,67% de inflación), la inflación no es la misma para todos. En realidad, existen productos que por diferentes causas suben de precio y que ayudan a definir el porcentaje general.

Un ejemplo. La carne y la leche fueron los alimentos que más aportaron a la inflación en mayo de 2022, es decir, los que más subieron de precio. Ese aumento de precio podría tener un impacto más pequeño en alguien vegetariano o vegano. 

Entonces ¿Cómo saber cuáles precios están variando y causando inflación?

Es más fácil de lo que parece. Cada mes, el Dane publica la lista de servicios producidos más comprados por los colombianos y sus variaciones de precios. Esa lista incluye:

  • Alimentos y bebidas
  • Bebidas alcohólicas y tabaco
  • Ropa
  • Alojamiento y servicios
  • Muebles y cositas pal hogar
  • Salud
  • Transporte
  • Comunicación
  • Entre otras cosas

 Esa lista, llamada, IPC, la puedes consultar aquí: 

 

Con esta info puedes ver qué precios están subiendo ¿Para qué te sirve saber qué está caro? Pues reemplazar esos productos por cosas menos caras.

  • Si está cara la carne, reemplaza la proteína
  • Si están caras unas verduras, reemplázalas por otras
  • Si está caro el café… no sabemos qué decirte, busca un nuevo trabajo porque el café es irremplazable.

 

Pero ojo: también puedes aprovechar la tendencia de lo que está caro para tomar otras decisiones.

  • Si lo que subió fue la ropa, entonces es hora de pensar en la moda circular, una tendencia que te permite comprar de segunda o incluso, modificar tu ropa para darle un toque nuevo, ahorrar y salvar el planeta: te dejamos info aquí.
  • Si los servicios están caros, es hora tomar algunas decisiones de ahorro: aquí te tenemos una entrada con tips.
  • Si lo que está caro es el transporte, es hora de usar más el transporte público.

Mejor dicho: la información es poder.

 

2.Usa el viento a tu favor

Aunque es un fenómeno bien difícil de combatir y que afecta a mucha gente, no todo es negativo. Por ejemplo, para frenar la inflación, el Banco de la República suele subir las tasas de interés, lo que significa que pagarás más por cualquier crédito que pidas pero también que ganarás más en inversiones. Si tienes ahorros, es hora de invertirlos.

 

3. Si te quedas cort@, es hora de buscar nuevos ingresos

A veces, es necesario buscar ingresos adicionales. Aquí te dejamos unas ideas para conseguir freelos o trabajos adicionales fuera del país, desde casa. 

 

***

Por último, que la inflación no te desinfle: los malos tiempos, como todas las cosas, pasan y hacen parte de la vida. Más que evitarlos, hay que aprender a surfear sobre ellos.

 

Compártelo en: